'

USO DE AGRIBÓN COMO MATERIAL PARA PROTECCIÓN CONTRA HELADAS EN CULTIVOS

El agribón es un producto fabricado con polipropileno que funciona como una cubierta flotante para crear un ambiente propicio para el desarrollo adecuado de las plantas. Al ser ultraligero, resistente  y por su estabilizador de rayos ultravioleta, permite el paso de aire, luz solar y aire, facilita la conservación de humedad y temperatura, garantiza protección contra heladas e impide el acceso a insectos dañinos al cultivo.  Al crear un efecto de microclima, el agribón es un producto altamente recomendado para favorecer el desarrollo de especies vegetales y con ello lograr incrementos en calidad y rendimientos así como la reducción de pérdidas en entornos dedicados al cultivo de diferentes tipos de especies vegetales para su comercialización. En esta ocasión hablaremos en particular de la función que cumple como barrera física para proteger al cultivo contra heladas y en específico de la importancia de contar con algún tipo de protección que permita evitar los daños que las bajas temperaturas pueden tener en las plantas y hortalizas.

                Para determinar el tipo de protección contra heladas que resulte más eficiente en cada caso en particular es necesario tener en consideración que el daño que ocasionan las heladas en los cultivos no se debe específicamente a las temperaturas bajas sino a la formación del hielo extracelular en el tejido de la planta ocasionando la pérdida de agua y por tanto dañándola por deshidratación. Cuando las plantas son sometidas a periodos de bajas temperaturas suelen endurecerse como una reacción contra el daño ocasionado por el efecto de congelación y es sólo tras una temporada cálida que pierden tal dureza y es precisamente esta relación uno de los factores que se toman en cuenta para determinar la temperatura a la que se comienza a formar el hielo en el tejido de las plantas y cuándo es que se produce el daño, información que se debe conocer para determinar las condiciones climáticas controladas que se requieren crear para garantizar la salud y adecuado desarrollo de las especies vegetales. La cantidad de daño ocasionado por la helada en la planta incrementa con la caída de la temperatura y se conoce como temperatura crítica a la correspondiente al nivel específico en la que se presenta el daño. Hoy en día se cuentan con estudios especializados que permiten conocer las categorías de resistencia de los cultivos a heladas y basta con consultar las tablas correspondientes al tipo de cultivo que se esté produciendo para saber qué rangos de temperatura deben mantenerse para evitar su deshidratación y daño por efecto de las bajas temperaturas.

                Además de tener conocimiento de los rangos de temperatura adecuados para el correcto desarrollo y salud de los cultivos, para lograr implementar medidas que efectivamente ofrezcan protección contra heladas es importante conocer los tipos de heladas existentes. En general se identifican tres tipos de heladas, las de advección, las de evaporación y las de irradiación. Las heladas de advección son también conocidas como las heladas viajeras pues se dan cuando aire muy frío irrumpe en las áreas de cultivo de manera brusca. Estas heladas producidas por olas de frío se dan principalmente en invierno de modo que es posible tener una preparación para reducir los daños que pueden ocasionar al cultivo y salvo cuando son de gran intensidad no suelen producir daños graves. Las heladas de evaporación ocurren por el principio básico de deshidratación ocasionado por la pérdida rápida del agua en la planta dando como resultado un descenso en su temperatura interior. Este tipo de heladas son producidas por precipitaciones ocasionadas por frentes fríos pues en el momento en que el nivel de humedad desciende, la película de agua que recubre los cultivos se evapora rápidamente. La intensidad de la helada de evaporación y el daño que ocasionan depende de la temperatura del aire y de la cantidad de agua evaporada, los que se ven incrementados cuando existen corrientes de aire. Finalmente, las heladas de irradiación son aquellas en las que se da una pérdida de calor en la superficie terrestre por irradiación hacia el exterior. Estas heladas se dan durante la noche y en caso de que el enfriamiento sea muy intenso, el vapor de aire se condensa y pasa de inmediato al estado sólido formando escarcha sobre las plantas. Las heladas de irradiación son más comunes durante el otoño y el invierno y efectos metereológicos como el viento, el grado de humedad y la nubosidad determinan que tan rápidamente se da la pérdida de calor por irradiación.

                Una vez que se han identificado los riesgos que corre el cultivo, por su nivel de resistencia a las bajas temperaturas y por el tipo de heladas que se presentan en donde se está realizando su producción se pueden elegir las medidas de protección que resulten más adecuadas. Los métodos de protección contra heladas se clasifican en pasivos y en activos. En la protección pasiva se incluye la selección del emplazamiento donde se lleva a cabo la producción, el manejo del drenaje de aire frío, la selección de cultivo, la cobertura con productos como el agribón, las medidas de gestión de nutrición de plantas, la poda adecuada; el riego, la supresión de cubiertas de hierba, la cobertura del suelo, el control bacteriano y la fecha de siembra de cultivos. Estos métodos son los más comunes y menos costosos que los de tipo activo y de ser implementados correctamente ofrecen excelentes resultados anulando la necesidad de adoptar medidas de protección activa. Por otro lado, los métodos de protección activa incluyen el uso de ventiladores, estufas, helicópteros, aspersores, el aislamiento con espumas, el riego de la superficie y la combinación de métodos, los que por lo regular se implementan durante la noche para mitigar los efectos de las bajas temperaturas sobre las plantas.

                En próximas publicaciones en este blog hablaremos a mayor detalle de los diferentes métodos existentes para la protección contra heladas. Recuerda que el agribón es una cubierta flotante que crea el efecto de microclima ofreciendo una excelente protección del cultivo contra heladas y en nuestro catálogo de productos lo podrás encontrar. Para mayor información sobre este tipo de cubierta contáctanos, para nosotros será un placer atenderte.

Page 1 of 5912345»102030...Last »
2014 © ESC Representaciones S de RL